Cómo conservar pino para una corona

Los pinos son unos árboles de hoja perenne por lo que sus hojas están verdes durante toda la época del año. Es por este motivo por el que muchas veces se utilizan para realizar coronas decorativas navideñas ya que en esa época del año como es normal, los árboles de hoja caduca no poseen follaje.

Sin embargo, como es lógico cualquier árbol, planta o flor que se corte se marchitará en un par de días ya que no tiene acceso a los nutrientes necesarios para sobrevivir. Para evitar que esto ocurra y se pueda conservar durante mucho más tiempo las ramas de pino que cortemos del árbol lo deberemos hacer con unas tijeras de podar bien afiladas. El corte lo realizaremos en un ángulo de 45º para permitir que de ese corte pueda surgir un nuevo tallo en el pino. Además, el corte lo realizaremos a medio día para evitar que el árbol esté mojado a causa del rocío lo cual mejorará las condiciones de conservación.

Una vez cortadas las ramas las mantendremos en un recipiente con agua para evitar que se sequen y justo en el momento en el que vayamos a realizar la corona las retiraremos del agua. Una vez fuera, procederemos a elaborar la corona y aplicaremos laca fijadora del pelo a toda la corona de pino. La laca actuará como impermeabilizante y de sellador, es decir, evitará que se escape la humedad contenida en el pino lo cual mantendrá el verde natural durante mucho tiempo. Como precaución lo que deberemos hacer es evitar que reciba la luz directa del sol pues una exposición prolongada realizaría que la corona se terminará secando.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Decoracion
Ultima modificación: 04/12/2013