Cómo aplicar las cuatro reglas de oro de la ilumninacion

REDUCIR LUZ INFRARROJA

Para saber si tenemos luz infrarroja se utiliza un termómetro, que nos indicará la cantidad de IR que debe reducirse. Algunas medidas de reducción que podemos tomar. dependiendo de la fuente luminosa escogida:

a)  Iluminación solar: colocar cortinas o filtros en las ventanas. También se puede cambiar de posición el objeto, de modo que no le dé el sol. No es conveniente orientar las salas de exposición hacia el norte, sino hacia el sur (en Chile). Colocar plantas y árboles delante de las ventanas.

b)     Si elige colocar ampolletas, no las ponga nunca dentro de una vitrina. Lo idea! es ponerlas en un riel en el techo: así podrán moverse cuando se requiera cambiar la intensidad de la luz.

c)  Si quiere poner un tubo fluorescente, elija uno que tenga poca UV y IR: nunca coloque el balast (conexión a la lineal cerca del objeto porque produce calor IR.

d)  Ponga huinchas protectoras que reducen IR: por ejemplo 3M tiene en el mercado buenas cintas. Éstas refractan el IR como si fuera un espejo, y se pueden apreciar en varios edificios altos de la ciudad (por ejemplo en la Plaza de Armas, al lado de !a Catedral). En el verano no entra calor y en el invierno no escapa el calor de la calefacción. Además, si se quiebra un vidrio, no se rompe en mil pedazos pues la cinta sujeta el vidrio. Sus defectos son: que si la gente lo toca, se daña: si se le mira de frente es como un espejo, y además es caro.

ELIMINAR RAYOS ULTRAVIOLETAS

a)  Cuando compre un filtro para impedir el paso de U V. pruébelo antes de pagarlo. Los rayos UV se miden con un Uvmetro. Hay filtros en forma de crema, líquidos, coloreados y no coloreados. Se puede colocar en la ventana si tiene varios objetos. o en el vidrio de una vitrina donde tenga todos los objetos delicados, o en el vidrio puesto delante de un cuadro. Piense bien dónde aplicarlo para que el filtro haga efecto, porque los fabricantes lo instalarán donde usted diga. La duración de estos filtros es de 3-4 años. Este tipode filtro no cambia la visión hacia el exterior.

b)  Al elegir ampolletas, de por sí baja considerablemente el UV existente.

c)  Pintar la sala de color blanco, el que normalmente contiene óxido de titanio capa/ de absorber UV. Por ejemplo, se han combinado pintura blanca y filtros en el museo de Miró, en Barcelona, y en el Karl Ludwig Museum. en Colonia. Otra alternativa es pintar la vitrina interiormente de blanco, colocar una ampolleta dentro de la vitrina, poner debajo una madera pintada de blanco y paredes blancas a donde llegan los rayos UV: de este modo llegará muy poca luz UV al objeto. También se pueden colocar filtros a la fuente de luz eliminando la UV. Como se puede \ er. pensando y jugando con los diversos factores usted puede evitar el daño causado por la luz.

PROTECCIÓN DE LA LUZ VISIBLE

La luz visible se mide con un luxímetro y la medida se lee en lux. a) Se puede reducir el daño exponiendo menos tiempo al objeto: cambiar las páginas de un libro, apagar la luz si no hay público. Se pueden construir armarios con rieles donde están los objetos y la persona saca el que quiere ver. O se puede hacer un mueble giratorio con la misma finalidad.

Por otro lado, bajar la luz en la sala no es tan grave, porque el ojo humano se acostumbra, y es preciso crear una mentalidad al respecto. En muchas exposiciones valiosas en Europa hay poca luz. a veces son túneles por donde pasa el público admirando las obras de arte con 50 lux y nadie se muere por ello. Al comienzo recibí muchas quejas al bajar la luz de las salas, pero después todos se acostumbraron.

REDUCIR LA INTENSIDAD

Por ejemplo, se puede mover un foco de iluminación, poner cortinas en las ventanas, colocar filtros a los tubos fluorescentes o ampolletas. Si se pone papel simple o papel de aluminio en tiras sobre los tubos fluorescentes ya se obtiene un descenso de ia intensidad. En general conviene instalar la luz lo más distante posible del objeto. Es preferible crear ambientes artificiales en vez de tener ventanas verdaderas por las cuales entre la luz: se cierran las ventanas, se ponen cortinas como si estuvieran, y entre la ventana y la cortina se ocultan ampolletas con una temperatura de color entre 2.500-2 700K. que proporcionan una luz roja de atardecer. Todo el mundo creerá que existe una ventana y su ambiente se verá calido y agradable.


Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Materiales
Ultima modificación: 06/22/2012