Cómo vivir un San Valentín inolvidable a bordo de un barco

Si quieres sorprender a tu pareja para que viva un San Valentín inolvidable te proponemos que la invites a realizar una travesía a bordo de un barco pero no a bordo de un crucero sino a bordo de un auténtico velero.

Son muchas las páginas webs donde puedes buscar este servicio y contratarlo pero si no te inspiran mucha confianza siempre puedes acercarte al club náutico de tu ciudad y preguntar por algún barco que ofrezca este tipo de servicio. Hay muchos capitanes que alquilan sus barcos con la tripulación necesaria para manejar la embarcación por lo que no es necesario que tengas ningún tipo de carnet o conocimientos de navegación.

Independientemente del medio por el que contrates el barco te recomendamos que sea un pequeño velero de unos 7 metros de eslora, la sensación de ver un atardecer en alta mar es fabulosa además si contratas la embarcación puedes negociar que siendo para una fecha especial se organice algún evento como una cena romántica o que preparen uno de los camarotes acorde a la fecha. Un velero con pequeñas candelarias en plena noche es muy romántico. Además, puedes pedir que durante la noche se realice el trayecto a alguna ciudad costera por lo que después de desayunar en cubierta podáis realizar un poco de turismo antes de realizar el viaje de vuelta.

Por cierto a pesar de que le prepares una velada inolvidable a bordo de un velero con cena romántica siempre suma puntos un buen ramo de rosas rojas. ¡Feliz San Valentín!

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Fiestas
Ultima modificación: 10/16/2012