Como usar una máquina de coser

La entrada de hoy va dirigida, principalmente, a mujeres costureras, aunque animamos a todos a que nos leáis por el placer de aprender de algo nuevo, nunca sabemos cuándo se nos va a romper un pantalón y vamos a necesitar una máquina de coser.

Existen muchos tipos de máquinas de coser, desde las más antiguas que son las que usaban nuestras abuelas hasta las más modernas que incluyen una pantalla para elegir el tipo de programa. Sin embargo, nosotros vamos a daros algunos consejos generales que sirven para cualquier máquina. Nuestra intención es que la máquina de coser deje de ser un aparato reservado en exclusiva a las mujeres. ¡Comenzamos!

El primer paso que tenemos que dar es aprender a poner el hilo. Generalmente, en la parte superior de la máquina y a la derecha encontraréis un pequeño poste en el que deberéis introducir la bobina. Este será el punto de partida del recorrido que debe seguir el hilo, siempre en tensión, hasta llegar al ojo de la aguja. Os aconsejamos que para saber por dónde debéis introducir el hilo consultéis el manual de instrucciones de vuestra máquina.

¡Pasamos al segundo paso! Hemos preparado uno de los hilos que harán que nuestra máquina funcione, ahora vamos a por el segundo. Debajo de la placa de la aguja hay una pequeña tapa que deberéis levantar y extraer la canilla. A continuación, lo único que tienes que hacer es coger el hilo que queráis (recordad que este se verá por el reverso de la costura) y rellenar la canilla con él. Cuando hayas terminado, coge el extremo del hilo, deja un poco y pásalo por detrás del guía hilos del devanador. De nuevo, si tienes dudas sobre las partes de tu máquina te aconsejamos que eches un vistazo al manual de instrucciones.

En cada una de las alas de la bobina hay un agujero pequeño, pasa el hilo por cada uno desde el centro hacia fuera. Mantén el hilo en tensión y coloca la bobina en el devanador. Sujeta el hilo mientras mueves el devanador en su ranura de forma que se acerque a la pieza fija que está a su lado. Con suavidad, tira del volante lateral hacia fuera. Enciende la máquina y pisa, muy suavemente, el pedal. El hilo comenzará a llenar la bobina y cuando haya terminado, la pieza que está al lado del devanador hará que este se detenga. Extrae la bobina y corta el hilo que sale por el agujero.

Ya falta poco para el final, no desesperes. Introducimos la caja en su sitio y la cerramos. Con una mano, cogemos el extremo del hilo superior y con la otra vamos girando el volante hacia nosotros, verás cómo la aguja se mueve como para dar las primeras puntadas. Cuando la aguja suba traerá consigo el otro hilo. Sacamos una hebra un poco más larga, la pasamos por debajo del prensatelas (junto al hilo superior), los llevamos hacia atrás, colocamos la tela, bajamos el pie y ¡a coser!

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Tecnologia
Ultima modificación: 10/01/2012