El arte de la cestería

Hasta ahora la cestería es una expresión artesanal desarrollada en todo el mundo, que resalta por la belleza de sus colores y por la calidad de su trabajo. Encontramos cestería en cualquier feria artesanal que visitemos o en los mercados de las ciudades, como es el caso del Mercado de Chillan, en Chile. Mucha gente colecciona canastos dé cada lugar que visita, sea en búsqueda de belleza o de gratos recuerdos. A esa gente le dedico este capítulo.

La cestería latinoamericana es una artesanía muy antigua, debido a que los pueblos precolombinos utilizaban sus productos para cargar frutas y objetos. Es conocida la cestería realizada por los Chiriguanos y Chañes, así como las bolsas pequeñas y minuciosamente trabajadas de los pueblos Jibaro y Carajá*. Al comienzo las bolsas parecían simples redes, pero con el tiempo se fueron perfeccionando cada vez más, llegando al importante nivel de desarrollo actual.

La artesanía surge naturalmente en lugares donde los artesanos encuentran el material que necesitan para trabajar: mimbre, hojas de palma, junco, a partir de los cuales fabrican sillas, canastos, floreros e infinidad de otros objetos. El material crece sin necesidad de cultivo, y los artesanos sólo deben cortar las varillas que necesitan para trabajar. Las varillas son colocadas en pozos de agua para que se ablanden, tratamiento de duración variable que depende del material elegido. Una vez ablandada la corteza, el material está en condiciones de ser trabajado, y sólo el mimbre necesita ser raspado para sacar su cascara. Cada artista crea su propia obra en base a las técnicas aprendidas por lo general desde pequeños, de generación en generación.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Artesania
Ultima modificación: 06/22/2012