Cómo hacer una caja de herramientas

Una caja de herramientas debe dar cabida a todas las herramientas básicas manuales. Sin embargo la gran mayoría de cajas de herramientas que he encontrado en el mercado o son demasiado grandes o demasiado pequeñas por lo que la mejor opción es siempre hacerse uno mismo su propia caja de herramientas la cual estará adaptada a las necesidades de cada uno.

Se puede usar madera de ciprés, de álamo o de pino en la construcción de la caja de herramientas. Las medidas pueden variar dependiendo el tamaño de las herramientas que usemos por lo que no ofreceré medidas, pero el mecanismo es exactamente el mismo para la caja independientemente su tamaño.

Para armar un cofre lo más sencillo es montar la estructura como si de un bloque se tratara. De esta forma uniremos y encolaremos la piezas de madera que formarán la caja para luego cortar lo que será la tapa. Antes de cortar la tapa deberemos dejar secar durante un día las piezas.

Una vez cortada la tapa procederemos a comprobar que no existe ninguna desigualdad y la lijaremos. A continuación, procederemos a hacer una bandeja divisoria para que de esta forma la caja tenga dos niveles. Para que quepa en la caja a la perfección rebajaremos un par de mm el interior de nuestro maletín y colocaremos unos tacos de madera para que ayuden a soportar el peso. Si queremos hacer divisores en el nivel inferior solo necesitamos hacer una pequeñas guías en la madera en las que insertaremos unas maderas finas que servirán como divisores y los cuales podremos retirar o modificar según nos convenga.

Por último, pondremos a nuestra caja las bisagras y el cierre y procederemos a barnizarla. Si lo deseamos también podemos ponerle un asa para poder transportarla cargada al hombro así como cualquier otra modificación pues debe adaptarse a nuestras necesidades.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Madera
Ultima modificación: 07/17/2012