Cómo empeñar joyas

Las míticas casas de empeño de antaño han pasado ahora a llamarse vulgarmente los “compro oro”, pequeños locales bien protegidos y con una excelente privacidad que se anuncian en las calles de todas las ciudades. Su beneficio surge de la compra de oro a precio más bajo del que tendría en un mercado normal, y de su posterior venta a joyeros que lo reciclarán, o incluso a clientes que quieran adquirir una pieza aunque sea de segunda mano.

Estos “compro oro” se caracterizan por admitir cualquier tipo de bien relacionado con el oro, desde lingotes hasta joyas, independientemente del valor real que tengan como joya, ya que lo pagarán siempre al peso aunque tenga intrínseca una labor de horas y horas de modificación.

Otra forma de comercio que se da en estos pequeños locales es la posibilidad de empeñar ciertas piezas, este término implica que te libras de tus joyas, pero ya que tienen un determinado valor sentimental, quieres optar a poder recuperarlos en un pequeño plazo de tiempo si quisieras. A cambio el gerente del “compro oro” se llevará su pequeña comisión y la posibilidad de quedarse con la pieza a un valor incluso inferior al que hubiera ofrecido en caso de una venta directa.

Para empeñar una pieza solamente debemos acudir a uno o varios de estos locales (por comparar las ofertas) y dejarlas en depósito, siempre a cambio de una cantidad negociada de dinero y un justificante de haber entregado dicha joya en esa tienda, ya que de lo contrario podrían quedarse la pieza sin opción a recuperarla por no poder demostrar que es nuestra.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Finanzas personales
Ultima modificación: 07/12/2012