Cómo consolar alguien que ha perdido un ser querido

La pérdida de un ser querido es un sentimiento de especial dolor y aquella persona que lo experimenta es vulnerable pues además del dolor, otros de sus sentimientos se pueden exaltar fácilmente como la ira ante la negación de la pérdida o la desesperanza.

La persona puede caer en un estado depresivo y por ello es importante el auxilio de la compañía, las palabras de aliento son indispensables. El hecho de hacer que el deudo comprenda que la muerte es un proceso completamente natural e inevitable es un buen comienzo para ayudarlo.

Si la persona practica una religión es útil remarcar la idea de que la esencia espiritual del fallecido ha de continuar su vida en aquel otro mundo donde encontrará la felicidad y la vida eterna y donde aquella persona habrá de esperar al deudo para compartir esa dicha perenne cuando sea su momento.

Compartir el hecho de que uno mismo u otras muchas personas han superado este episodio de la vida reencontrando la tranquilidad y alegría con ayuda del tiempo, la meditación y la aceptación también es de gran utilidad para superar este dolor.

Recomendar o propiciar la convivencia es indispensable, se debe tratar de cuidar que el deudo se aísle más tiempo del razonablemente adecuado en un proceso de luto. Es bueno el recomendar la compañía de una mascota; un animalito puede proporcionar un confort más rápidamente pues ofrece la compañía auténtica, permanente y un afecto especial. El crear un vínculo sentimental con la mascota es sin duda una gran ayuda en momentos difíciles y de soledad.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Parejas
Ultima modificación: 07/30/2012