Criterios del comercio justo: principales características

El comercio justo es una forma alternativa de comercio promovida por algunas organizaciones y movimientos sociales que se basa en la idea de la necesidad de que exista una relación justa entre los productores y los consumidores. El comercio justo intenta combatir la explotación de los productores de países en vías de desarrollo. Los productos de comercio justo suelen ser algo más caros pero garantizan al consumidor que ese producto ha sido confeccionado por trabajadores que han realizado su labor en condiciones aceptables y que han cobrado un sueldo digno.

Los productores se agrupan en cooperativas que funcionan democráticamente y trabajan respetando los derechos humanos, rechazando la explotación infantil y fomentando la igualdad de oportunidades para las mujeres. En el comercio justo, se cuida del medio ambiente y se valora la calidad y la producción sostenible. Además el consumidor es informado acerca del origen del producto y de las condiciones de trabajo de los productores.

Los productos de comercio justo llevan impreso un sello de comercio justo o sello “fairtrade” que garantiza que las condiciones de producción y comercialización del producto han sido las acordes a esta filosofía. En España es la Asociación del Sello de Productos de Comercio Justo (ASPCJ) la que da licencia para el uso del sello “fairtrade”.

El comercio justo es una forma de lucha contra la obsesión consumista por ofrecer o conseguir el precio más barato sin atender a otras consideraciones ni a sus consecuencias como el deterioro de la calidad de los productos, la explotación de los productores o el deterioro del medio ambiente.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Economia
Ultima modificación: 07/12/2012