Cómo hacer fruta escarchada

La fruta escarchada es el complemento ideal para decorar todo tipo de bizcochos, tartas y pasteles. Es muy típica de la época navideña, aunque hoy en día puede encontrarse en cualquier época del año. Hay muchas formas de hacer fruta escarchada, algunas de ellas es necesario realizar una serie de baños con almíbar durante más de 10 días. Sin embargo, la forma más sencilla de preparar este tipo de fruta es la siguiente.

Tiempo de preparación y cocción: 30 minutos

Ingredientes para 4 personas

  • 1 kilo de fruta al gusto
  • 1 kilo de azúcar
  • ½ litro de agua

Elaboración

  1. Las cantidades de estos ingredientes las tenemos como guía. Por lo que si quiere preparar más cantidad, deberá tener en cuenta que todas las cantidades se incrementen en la misma proporción.
  2. Lave bien la fruta y córtela en rodajas finas y cuézalas durante media hora. A continuación, escurra la fruta y pásela a un recipiente con agua fría hasta que cubra. Vuelva a poner las rodajas al fuego y, a la vez, vaya incrementando el calor poco a poco hasta que hierva. Retire de nuevo la fruta y vuelva a hacer el mismo proceso, es decir, vuelva a ponerla en un recipiente con agua fría. En una cazuela, ponga ½ litro de agua y 1 kilo de azúcar a fuego fuerte. Cuando el azúcar esté disuelto, añada la fruta bien escurrida y espere a que hierva por primera vez. Cámbielo todo a un recipiente más grande. Deje reposar hasta el día siguiente.
  3. Tras 24 horas de reposo, cuele el almíbar y póngalo en una cacerola a fuego fuerte y, cuando hierva, introduzca de nuevo la fruta. Al hervir, vuelva a pasar todo a un recipiente más grande. Repita este proceso hasta que la fruta absorba el almíbar pero sin que espese del todo.
  4. Conserve la fruta en un tarro con el almíbar y, antes de consumir, déjela en una rejilla para que escurra.

¡Buen provecho!

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Cocina
Ultima modificación: 06/25/2012