Cómo hacer mantequilla casera cultivada

Elaborar nuestra propia mantequilla es un proceso sencillo, pese a lo que podríamos pensar. Sin duda habrás visto en las películas del viejo oeste, las enormes batidoras para mantequilla que usaban en esos tiempos. Sin embargo, tú no necesitas nada de eso. Lo único que necesitas es una batidora eléctrica y 6 onzas de crema para batir.  Nada complicado, ¿o si?

Puedes conseguir crema para batir en cualquier supermercado, pero sería mejor si fuera de rancho o granja, ya que tendrá mejor sabor.

Y ahora, lo único que hay que hacer, es batirla. El proceso durara de 10 a 15 minutos, dependiendo de la velocidad de tu batidor eléctrico. Bátela hasta que adquiera una textura arenosa o hasta que se “rompa”. Si te gusta cocinar, es probable que alguna vez se te haya “roto” la crema batida por accidente. Aquí, no obstante, es totalmente intencional. Pásala por un colador para retirar el exceso de leche ¡y listo! ¡Ya tienes tu mantequilla casera!

Una advertencia: elaborar tu propia mantequilla no será más barato que comprarla. Sin embargo, te dejara la satisfacción de haberla hecho tú misma y tendrá un sabor más natural que la que venden en las tiendas. Otra desventaja es que durara, refrigerada, máximo dos semanas. No la comas después, pues ya estará echada a perder.

Usa tu mantequilla casera de la misma manera que utilizarías la comercial y comprueba que el sabor es superior.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Cocina
Ultima modificación: 06/15/2012