Pasos de baile twist

El estallido del rock´n´roll en los Estados Unidos, durante la década del 60 generó una revolución melódica que tuvo un reflejo, no menos revolucionario y eufórico, en los salones de baile. Los videos lo muestran: una especie de locura musical recorría los cuerpos de aquellos jóvenes. De esta euforia inicial surgió un ritmo conocido como twist.

El estilo que nació del nuevo género, se denominó de esta manera debido a la conocida canción The Twist, escrita por el afroamericano Hank Ballard y popularizada en la versión de Chubby Checker. Fue uno de los primeros estilos de baile a partir del rock´n´roll aceptados en la fecha, pues a pesar de que se ejecutaba en parejas, estas no se tocaban en ningún momento.

La sencillez de los pasos y el ritmo envolvente de la música provocó que se extendiera primero por todo el país, y luego como un efecto dominó hacia varios países de Latinoamérica en los que la presencia de la cultura norteamericana era muy fuerte, como México, que lo adaptaron a su propio contexto musical en las voces de cantantes y agrupaciones del momento.

El twist es un baile sencillo, que no implica giros ni desplazamientos sino un discreto movimiento de rodillas y caderas. No obstante existen algunos consejos para ejecutarlo mejor y con soltura.

Lo primero es seleccionar una música apropiada, con la que se concentre pero a la vez se divierta mientras baila. La separación entre las piernas es de apenas 40 cm para favorecer el movimiento de las rodillas y mantener el equilibrio sin dificultad, mientras mantiene un pie más adelantado que el otro para que el peso del cuerpo se traslade de uno a otro.

Los brazos son una herramienta muy útil para coordinar los movimientos, y durante toda la ejecución se mueven al compás del cuerpo hacia delante y hacia atrás, constantemente flexionados. Lo más importante es mover la cintura de derecha a izquierda acompañado del balanceo atrás/adelante del torso.

Entre las variaciones que se pueden realizar para brindarle más atractivo y diversión a este baile, se encuentran pequeños saltos, inclinación de los pies despegados del suelo a la altura de la rodilla y subir y bajar lentamente tanto como le permitan las piernas sin perder el contoneo en ambas direcciones.

Aunque en la actualidad no es común disfrutar de este ritmo en bares y discotecas, lo cierto es que puede ser una manera divertida de animar una fiesta entre amigos, incluso de liberar tensiones de vez en cuando.

 

 

 

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Danza
Ultima modificación: 05/08/2013