Cómo hacer amisetas hechas en casa de arbitro

Elaborar camisetas de árbitro (o equipaciones) es una tarea fácil que no nos requerirá un gran gasto o buscar durante mucho tiempo los materiales para hacerlas.

El uniforme clásico de un árbitro se compone de camiseta amarilla y pantalones y medias negras. Es diferente en función de si la equipación de uno de los equipos a los que arbitra coincide en correlación de colores con la suya. La camiseta de un árbitro es de un color liso, nunca podrá ser a rayas o de otros motivos que comporten más de un color en ella.

Por tanto, para crear nuestro uniforme de árbitro necesitaremos una camiseta amarilla (a ser posible fosforito) y que se ciña bastante ala cuerpo, un pantalón corto negro y unas medias negras. A la camiseta deberemos añadirle un bolsillo a un lado del pecho para portar las cartulinas roja y amarilla, el bloc y el bolígrafo para anotar las incidencias de un encuentro. Este bolsillo podemos fabricarlo en casa recortando un trozo de tela de otra prenda que ya no se utilice y coserlo a la camiseta. Dicho bolsillo debe ser del mismo color que el resto de la camiseta, no debe ser excesivamente ancho para que los objetos que contiene no molesten en exceso al árbitro mientras sigue el ritmo normal de un partido. Si queremos tener camisetas de árbitro de más colores, repetiríamos el proceso de elegir una camiseta lisa (el negro, el rojo o el azul celeste también son colores frecuentes en indumentarias de árbitro) y coseríamos a un lado del pecho un bolsillo del mismo color.

 

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Deporte
Ultima modificación: 04/12/2013