Como hacer una mascara de cuero para disfraz

Existen muchos tipos de máscara: de dibujos, de personajes, de estilo, de animales, de cartulina, de escayola, de cuero… A continuación nos centraremos en explicar el método para hacer una máscara de cuero para un disfraz.

Para hacer dicha máscara necesitaremos: un molde, cuero, cola vinílica, pincel y pintura acrílica. El molde puede ser de lo que mejor venga, bien de madera, de escayola, de cerámica… El más sencillo para ser casero es el de escayola, con el que sólo se necesita cortarla en tiras, mojarlas y darle la forma de la cara y los efectos y retoques que se le quieran dar a la máscara. También se pueden comprar máscaras ya hechas de cerámica con la forma que nos guste.

Una vez se tenga el molde, se cubre con el cuero (más vale que sobre) y se le va dando la forma con las manos presionando bien para que la tela la adquiera bien. Tarda un rato, pero merece la pena. Cuando ya tenga la forma, se dejará reposar unos días, dependiendo de la estación en la que nos encontremos. Tras este tiempo, se retira la tela con cuidado y se le echa cola vinílica en el reverso, como dos o tres capas para darle más resistencia y solidez.

Finalmente, sólo queda pintar la máscara con pinturas acrílicas como se desee. Es recomendable dibujar primero un boceto del diseño para no equivocarse y obtener un mejor resultado y después siempre podemos añadir purpurina y brillos para darle otro efecto más vistoso, original y propio.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Disfraces
Ultima modificación: 04/15/2013