Cómo funcionan las pilas de combustible de Bloom Energy

Cada vez están más cerca las fuentes de energía de las películas de ciencia ficción, prueba de ello son las pilas de combustible de Bloom Energy capaces de abastecer con una sola pila más de 100 viviendas o un edificio entero de oficinas.

Estas pilas han generado mucha expectación antes de su lanzamiento y han pasado rigurosas fases de prueba en situaciones extremas como puede ser abasteciendo energía a grandes empresas como son Google, Coca Cola, FedEx o eBay. El aspecto positivo es que generan por sí mismas electricidad gracias a una serie de reacciones químicas entre sus elementos y que no son contaminantes si se usa biomasa o etanol para iniciar la reacción que genera la energía a diferencia de las estaciones eléctricas. Además, si se llega a implantar dicho sistema el cual por el momento tiene un coste muy elevado (poco más de 600.000 €) no se necesitaría de todo el actual sistema de distribución y no se sufrirían desabastecimientos ni cortes en el suministro eléctrico.

Este sistema llevaba conociéndose desde los años 60 pero debido al alto coste que acarreaba el producirlas no se decidió sacarlas al mercado junto con una demanda industrial y que imperaba el petróleo como fuente de energía. Sin embargo estos factores han cambiado a día de hoy y se ha apostado por esta opción para generar energía ya que es más barata en relación con los Kw que se ofertan en el mercado.

El proceso químico que realizan las pilas se lleva a cabo por una reacción de tipo químico entre una serie de capas de óxido de circonio (se encuentra en la arena) mediante el cual se libera energía y calor por lo que a parte de generar electricidad se puede generar un sistema de calefacción.

Aunque ahora mismo no sea asequible para el público en general, quizás en un par de años si que llegue a reducirse los costes de producción y se pueda disfrutar de un método de energía no contaminante.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Computacion
Ultima modificación: 10/16/2012