Cómo se puede captar el calor del sol

El mecanismo más conveniente y común para poder colectar la energía solar es con una caja de metal plana. En la parte superior se coloca una placa de vidrio o de plástico ya que la mayor parte de las ondas de luz solar pueden atravesar la placa sin ninguna dificultad, la caja deber estar pintada de negro en el interior, se pinta de ese modo porque los colores oscuros absorben con mayor facilidad el calor y los colores claros lo reflejan, si la caja estuviera pintada de un color claro el calor “rebotaría”.

La caja colectora se coloca en el interior de la casa, generalmente en el tejado de cara al sol. La caja debe estar herméticamente cerrada con la placa de manera que no se pueda perder nada del calor que haya atravesado la placa de vidrio. Cuando el sol brilla el interior de la caja se calienta demasiado sin importar la estación del año. Una vez colectado el calor del día se lleva el calor de la caja hasta el interior de la casa, esto se logra mediante un conjunto de tuberías de agua y una bomba, es decir se lleva agua fría desde la casa hasta las tuberías del interior del colector, el calor ya existente dentro de la caja colectora y éste calentara el agua  de las tuberías.

En algunos hogares esta agua se hace llegar a depósitos donde se mantiene caliente por largas horas, cuando el agua se enfría se envía nuevamente a través de las tuberías con ayuda de la bomba y comienza el mismo mecanismo.

 

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Fisica
Ultima modificación: 08/26/2013