Cómo se mide la intensidad de un terremoto

Un sismo o terremoto, también conocido como seísmo o temblor de tierra tiene dos variables mesurables, estas son la intensidad y la magnitud, para esto se utilizan dos escalas.

La escala Richter, es la utilizada para medir la magnitud de un sismo. Por medio de ésta los sismólogos saben de forma cuantitativa cuál fue el epicentro del terremoto y la causa. Los valores que se le otorgan a esta escala van del 1 al 10.

Por otra parte se encuentra la escala Mercalli, esta mide la intensidad del sismo, o sea su efecto. Para calcular la escala Mercalli, se hace un recuento de los daños ocasionados en terrenos, construcciones y objetos, así como el impacto que ocasionó en las personas que vivieron el suceso. Esta escala es una medición cualitativa, contrario a la escala Richter que es completamente cuantitativa.

Según la escala Mercalli, los sismos se dividen en 12 categorías, éstas son:

1. Muy débil: Pocas personas se dan cuenta de que ha sucedido, y las que lo perciben se encuentran en profundos estados mentales o en silencio.

2. Débil: Lo perciben personas que se encuentran en los pisos más altos de un edificio y en estado de reposo.

3. Leve: Es percibido por personas en casas o edificios y pueden llegar a confundirlo con el paso de un vehículo ligero.

4. Moderado: Se observan objetos colgantes, como lámparas oscilando.

5. Poco fuerte: El líquido oscila dentro de recipientes.

6. Fuerte: Los muebles se vuelcan o se mueven de su lugar.

7. Muy fuerte: Causan daño en construcciones.

8. Destructivo: Caen columnas, monumentos y torres.

9. Ruinoso: Se afectan cañerías subterráneas.

10. Desastroso: Se llegan a destruir puentes y represas.

11. Muy desastroso: El 90% de las construcciones son derruidas, incluyendo cañerías.

12. Catastrófico: El daño es absoluto.

 

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Ingenieria
Ultima modificación: 12/21/2012