Cómo funcionan los visores nocturnos

Los visores nocturnos o dispositivos de visión nocturna son utilizados para ver en un ambiente que contenga niveles de luz que prohíban la visión humana, por ejemplo los bajos niveles de luz. Son un artículo usado por los militares y por las agencias de policía en el mundo entero y también están disponibles para ser usados por la población civil.

Existen dos tipos de dispositivos de visión nocturna: los pasivos y los activos. Los sistemas pasivos usan luz producida naturalmente por el ambiente. Los dispositivos activos usan luz infrarroja, la cual se encuentra en una parte distinta del espectro de luz.

Los dispositivos de visión nocturna pasivos operan en una banda del espectro de luz que tiene una longitud de onda de apenas 1 µm (el ojo humano puede detectar longitudes de onda 0.4 a 0.7 µm), funcionan mediante la detección y amplificación de la luz natural del ambiente frecuentemente producida por la luna o por las estrellas. El dispositivo amplifica la luz usando un tubo intensificador y el efecto fotoeléctrico (en el cual los electrones son emitidos desde los objetos después de que han absorbido radiación o luz visible). Las imágenes se visualizan en una pantalla de fósforo.

Los dispositivos de visión nocturna activos o infrarrojos operan en un rango espectral de 700 manómetros a 100 nanómetros, lo cual se encuentra muy distante de las posibilidades de visión del ojo humano. Estos dispositivos producen imágenes de alta resolución que los dispositivos de visión nocturna pasivos no pueden lograr ya que producen su propia luz (no visible). Estos sistemas son comúnmente encontrados en aplicaciones comerciales, ya que otros dispositivos de visión nocturna pueden fácilmente detectar los sistemas activos, haciéndolos menos útiles para las aplicaciones militares.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Tecnologia
Ultima modificación: 12/21/2012