Posicione su empresa correctamente con distintos tipos de segmentación de mercado

El mercado es un conjunto heterogéneo que puede segmentarse siguiendo varios criterios. Es difícil elaborar una estrategia de marketing de un producto dirigido a la totalidad del mercado. Para optimizar los resultados, es necesario segmentar el mercado.

Cada segmento es un grupo homogéneo de consumidores. Antes de planificar una estrategia de marketing, debemos identificar el mercado objetivo de nuestro producto. El mercado objetivo, “target group” o grupo meta es el segmento del mercado al que va dirigido nuestro producto.

El mercado puede segmentarse siguiendo criterios de toda índole: comerciales, por ejemplo atendiendo al volumen del cliente; geográficos, si los clientes viven en un hábitat urbano o rural, el clima del lugar o el tamaño de los municipios; socioeconómicos, como el sexo, la edad, el origen étnico o los ingresos; psicográficos, según el estilo de vida, la clase social o la personalidad; etcétera.

Podemos optimizar las estrategias de marketing dirigiéndo el producto a un mercado específico. Es necesario adecuar los canales de distribución y de publicidad a nuestro grupo meta. Por ejemplo, usar las redes sociales en internet para publicitar un producto será más eficaz si nuestro producto va dirigido a un consumidor joven que si va dirigido a jubilados.

Muchas empresas tienen segundas marcas. Esto es porque dirigen su marca a un mercado objetivo y, para cubrir más segmentos del mercado, ofrecen una segunda marca dirigida a otro segmento de mercado. Además de esta estrategia, se puede llevar a cabo una de segmentación múltiple.

En una estrategia de segmentación simple, dirigimos nuestro producto solamente a un grupo de clientes potenciales. En una estrategia de segmentación múltiple establecemos dos o más grupos homogéneos de consumidores a los que dirigir nuestro producto. Si seguimos una estrategia de segmentación múltiple, tendremos que multiplicar también nuestras estrategias de marketing y publicidad.

Para tener éxito vendiendo nuestros productos necesitamos diferenciarlos de los de la competencia, por eso es clave identificar con claridad qué estamos ofreciendo y a quién, para saber cómo hacerlo y destacar.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Marketing
Ultima modificación: 07/12/2012