Cómo pedir perdón a una persona a quien has herido

Hay distintas maneras de lastimar a una persona, física y moralmente.

Cuando se considera que los motivos que se tuvieron para herir a una persona no son tan graves y puede repararse el daño es necesaria una amplia explicación del porqué se actuó de esa manera. Pero antes de eso, debemos ser capaces de analizarnos a nosotros mismos para darnos cuenta de nuestro error. Solamente siendo capaces de aceptar una equivocación propia podemos sinceramente pedir disculpas.

Debemos ser capaces de entender las equivocaciones y aceptar que tenemos que renunciar a veces a nuestras ideas o conceptos cuando ellos interfieren con el bienestar de otras personas. Debemos evitar juzgar los actos de todo mundo mediante nuestros propios conceptos, aceptar y entender la diversidad de pensamiento.

Para pedir perdón hay distintas maneras de expresarlo. Podemos escribir si es que se nos dificulta expresarlo con nuestras palabras en persona, además esto nos da la oportunidad de ser más precisos y extensos si lo necesitamos. Podemos explicar las razones que nos llevaron a herir los sentimientos de esa persona y las razones que tenemos para pedir perdón por ello.

Si se decide pedir perdón en persona, una manera de demostrar efectivamente nuestro dolor es mediante un abrazo. El contacto físico es muy útil para demostrar sinceridad y sensatez.

También se puede realizar una acción que demuestre nuestro auténtico arrepentimiento, por ejemplo el hecho de unirse a algo en lo que esa persona crea o a lo que tenga algún tipo de devoción o dedicación. Si esa persona profesa alguna religión, podemos asistir con ella por el simple hecho de mostrar solidaridad, a precio y afecto. Será un gesto noble y sincero que demuestre que comprendemos el daño que hemos hecho.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Personal
Ultima modificación: 07/30/2012