Cómo peinarse para una primera cita

La seducción es arte que ha venido practicándose por años pero, aún así, cuando nos enfrentamos con una situación tan drástica como mostrar nuestro rostro por primera vez, los nervios pueden jugarnos en contra, sobretodo si se trata de la cita por la que tanto has esperado. La mejor manera de prepararse es nunca dejar de pensar que si has conseguido la cita es porque has ganado una buena parte del interés que necesitarás del otro para que te vea aún más bella de lo que parezcas. No olvidar esto, hará que recobres la seguridad en ti misma y la confianza que necesitas para lucir lo más radiante posible. Recuerda que no es el aspecto sino la actitud que le da vida lo que conquista las miradas.

Dado que es una situación que puede venir acompañada de indeseables nervios, lo ideal siempre será escoger estilos de peinado y vestuario que te sean por demás cómodos y con los que tú misma te veas hermosa, para asegurarte que aún bajo tensión puedas actuar con seguridad y naturalidad. Tener un ánimo distendido y liviano te ayudará a tomar aún las peores cosas con humor y simpatía.

Ya sea tu cita de día de noche, a la hora de elegir el peinado recuerda llevarlo bien combinado con tu vestuario. Por lo general, la melena lacia al viento y natural suele resultar la más cómoda, sofisticada y sensual, dando a tu estilo el aspecto distendido que necesitarás. Puedes darle un estilo un poco más salvaje si lo deseas utilizando ceras de peinar para aplicar con tus dedos en las puntas y secador de cabello para darles forma. Si quieres lucir más elegante, sobretodo por la noche, puedes optar por un alisado perfecto que lleves siempre naturalmente, dejándolo caer sobre tus hombros en una permanente caricia.

Recuerda, nuevamente, elegir el peinado que más cómodo te siente, ya que una vez que salgas de casa debes olvidarte de él y hacer como si nada hubiera pasado. Tocarte el cabello continuamente no será la opción ideal para descargar tu tensión nerviosa: deja tus manos quietas e intenta derivarla a una sonrisa plena y una mirada agudizada para asegurarte sin demoras esa conquista que tanto deseas.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Vida social
Ultima modificación: 08/05/2012