Cómo hacer albóndigas con tomate

¿Tiene en el frigorífico carne picada y no sabe cómo prepararla? ¿Quiere salir de la rutina y preparar un plato especial y con personalidad? Las albóndigas con salsa de tomate atraen a los más pequeños por su forma y su sabor delicioso, pero también gustan a los adultos por su sabor y su textura. Aquí tiene la solución que andaba buscando. Prepare albóndigas caseras con salsa de tomate y prepárese para mojar pan.

Ingredientes para 4 personas

  • 600 gramos de carne picada
  • 100 gramos de miga de pan o pan de molde sin bordes
  • 1 huevo
  • 3 dientes de ajo
  • 1 kilo de tomates maduros
  • 1 cebolla
  • 150 gramos de harina para rebozar
  • 1 vaso de leche
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta
  • Perejil
  • Cilantro

Elaboración

Para preparar las albóndigas

Comience pelando y picando los ajos lo más fino que pueda. En un plato hondo, vierta el vaso de leche y remoje la miga de pan o el pan de molde para obtener una masa. A continuación, mezcle el ajo, la miga empapada y la carne con un huevo crudo y perejil muy picado. Añada sal y pimienta al gusto y amase bien hasta que todo se haya mezclado perfectamente. Comience a dar forma a las albóndigas y cuando las tenga listas, páselas por harina para rebozar y fríalas en aceite muy caliente.

Para preparar la salsa de tomate:

Pele las cebollas y córtelas en juliana, déjelas rehogar a fuego medio en una sartén con unas cucharadas de aceite de oliva. Cuando estén blandas, agregue los tomates maduros cortados en trozos y déjelos rehogar durante media hora. Pasado este tiempo, agregue el cilantro y salpimiente al gusto.

Cuando tenga la salsa hecha, introduzca las albóndigas y deje que se mezclen los sabores para que estén más ricas. ¡Ya están listas!

¡Buen provecho!

Consejos: un truco muy eficaz para evitar que las albóndigas se peguen a las manos mientras se están formando, es introducirlas en una huevera con tapa. Meta una cantidad de carne en cada huevo, cierre la huevera y agite con energía para que adquiera la forma del envase, luego retírelas. ¡Ya tiene sus albóndigas!

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Cocina
Ultima modificación: 06/26/2012