Disco de historia de 1970

Con voces que a la luz de los años, y pasada la euforia de la época, tal vez no causan tanto frenesí como en los 70, todavía hoy las canciones de los Bee Gees iluminan unos cuantos rostros y hasta arrancan un pasillo a los nostálgicos.

No habría que esperar menos, pues en sus CDs y sus temas, se sintetiza el espíritu de una generación de jóvenes que tomaron la vida por asalto y decidieron ser irreverentes, y burlarse de la moda… o mejor: inventarse una. Pero sobre todo, que escogieron bailar como dementes, como si en la pista de baile se diera la más importante de las luchas.

Y los Bee Gees, junto a unos cuantos como Donna Summer y Kool & The Gang, fueron escogidos por los disco-adictos, entre el maremágnum de cantantes, canciones y estilos que florecieron en esos años, para darle un rostro al género de las pistas.

Sobre los primeros, poco queda por decir una vez que está dicho: Saturday Night Fever, la película que revolucionó definitivamente el género y lo sacó de los Estados Unidos. Gracias a los movimientos del carismático Travolta y las maravillosas canciones de los Bee Gees, la música disco se ganó el podio internacional.

Otro de los descubrimientos de la época fue la agrupación norteamericana Village People, que mantuvo una creación innovadora dentro de la música disco. Además, fueron un ícono de la extravagancia estilística de la época disco gracias a las peculiares vestimentas que solían llevar todo el tiempo.

Entre las revelaciones más tempranas de la década del 70, estuvo un grupo que se destacó en el desarrollo del funk, el R&B y más tarde disco: los Jackson Five, más conocidos por el pequeño prodigio que despuntaba entre sus canciones y que sería considerado años más tarde nada menos que el Rey del Pop.

Gloria Gaynor fue sencillamente una intérprete excepcional, que matizó las pistas de las discotecas y los clubes con su intensa y poderosa voz. Encabezó listas de éxitos con canciones como I am What I am y su aclamado I Will Survive , que se convirtieron, por cierto, en himnos de la comunidad gay para los años siguientes.

Cada uno, en su propio estilo, convirtió la música disco en un fenómeno mundial, y favorecieron que a más de 40 años de su período de efervescencia como género, todavía se escuchen sus temas con cierta veneración incluso entre los más jóvenes.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Danza
Ultima modificación: 05/08/2013