Escuelas de baile en Minneapolis

Bailar no es solo una manera de ejercitar el cuerpo, sino de abrir el alma a experiencias nuevas. Es una forma distinta de conectar con las personas que nos rodean. Es un lenguaje universal que se escribe con las manos y las piernas y se lee con el corazón y la pasión.

Es por eso ya no se conciben ciudades sin academias para aprender el arte de los movimientos y Minneapolis, en Estados Unidos, no es la excepción. Al contrario, para felicidad de los amantes del baile, el lugar posee varios salones donde explotar las potencialidades de cada persona a través de una variada gama de géneros y ritmos: desde los clásicos estilos latinos, hasta variopintas modalidades como el burlesque.

El Minneapolis Arthur Murray Dance Studio destaca por sus más de cien años dedicados a la enseñanza y promoción de la danza. La página digital del estudio, ilustra acerca de las opciones que brinda no solo a las personas o grupos de personas que estén interesados en recibir clases de ritmos tradicionales como el vals, el fox trot, la rumba o el tango, sino también a quienes lo necesiten en ocasiones especiales como su boda.

Four Seasons Dance Studio es otro de los establecimientos que se ha dedicado desde su surgimiento a la instrucción sobre bailes de salón y como ellos mismos declaran, su objetivo principal es que el baile se entienda como un arte social, destinado al placer personal y a incrementar la confianza en la sociedad.

Para lograrlo, emplean las técnicas de clases grupales, individuales y las fiestas de bailes, las que consideran una buena vía para practicar los pasos aprendidos durante las lecciones, en un confortable ambiente social donde los alumnos pueden conocer a otras personas que bailen su estilo preferido.

Por último aparece una curiosa institución que responde al nombre de Play Peacock, y se autoproclama como la “academia de las chicas del espectáculo”. En este sitio las damas interesadas reciben clases sobre el estilo burlesque y los bailes de cabaret, que –según la promoción del sitio- incrementan la autoestima femenina y la confianza corporal.

La diversión se da por descontada en un lugar como este, que además de las lecciones de baile, coordina espacios para la presentación de las chicas, ofrece clases privadas, organiza eventos sobre la moda característica de este estilo y realiza fiestas típicas y de época.

Todas estas opciones, y tantas otras que ofrecen los catálogos en Internet, dibujan una atractiva red de salones de baile y academias de danza que hacen de Minneapolis, un sitio perfecto para dar los primeros pasos.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Danza
Ultima modificación: 05/08/2013