Cómo decorar para Hanukkah

Hanukkah o la “fiesta de las luces” es una celebración judía que rememora el milagro de que la Menorah o candelabro de siete brazos tras el triunfo de los macabeos (grupo de judíos) sobre las tropas griegas que ocupaban Israel durante el siglo II a.C  permaneciera encendida durante ocho días sin apenas aceite.

Por tanto, la decoración principal de esta festividad que dura ocho días, desde el 25 de Kislev hasta el 3 de Tevet, se centra en el Menorah o candelabro y el lugar en el que se instale aunque dicha decoración se puede extender al resto de la casa. El color predominante con el que se suele decorar en Hanukkah son los colores azules, celestes y lavandas. Puedes vestir la casa con dichos colores.

Una forma práctica y bonita de decorar el Hannukkah es transportar dichos colores a la mesa con el uso de una mantelería en dichos tonos a juego con las servilletas. También puedes buscar unos vasos o copas de dicho color e incluso la vajilla. Como el tono lavanda también se utiliza una muy buena idea es usar un centro floral con dicha planta aromática junto con margaritas ya sean blancas o azul celeste intentando buscar un poco de contraste.

Tampoco debes olvidar que es una festividad alegre por lo que una muy buena idea es presentar pequeños janukias (candelabros de 8 brazos) para que todos los comensales puedan participar en dicho acto. Recuerda que durante el encendido de la vela no se puede realizar ninguna tarea. ¡Feliz Hanukkah!

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Fiestas
Ultima modificación: 04/12/2013