Cómo aliviar una nariz tapada

La nariz tapada en un síntoma muy molesto, tanto por la secreción que genera como por la dificultad que nos provoca al respirar. Detrás de la tupición casi siempre hay un resfriado, aunque también pudiera esconderse una alergia o sinusitis. Si el malestar se prolongara por más se cinco días, deberá acudirse al médico. Pero mientras tanto, los siguientes remedios médicos te facilitarán la vida.

Inhalaciones. La aspiración de vapores de agua –con o sin aromas provenientes de yerbas medicinales o mentoles- humecta y dilata las vías respiratorias superiores, de las que las fosas nasales son el contacto con el exterior.

Gotas nasales anti congestivas. Un amplio arsenal de ellas aliviará la tupición, desde la efedrina hasta el suero fisiológico. Cuidado, pues algunas de las sustancias empleadas en estas gotas pudieran crear hábito.

Mentol. Para muchas personas, respirar algo mentolado resulta de gran alivio. Los productos de la menta son expansivos y estimulantes, lo que unido a su agradable olor los hacen muy socorridos en estas y otras dolencias.

Acupuntura. Para los amantes de la medicina china tradicional, la misteriosa pero efectiva acupuntura ofrece también su receta, esta vez sin necesidad de agujas. Se trata de la digitopuntura, una variante que emplea la estimulación de los puntos con la punta del dedo o algún objeto romo.

Para aliviar la tupición nasal hay más de un lugar, pero los dos puntos más asequibles se encuentran junto al borde lateral de cada aleta de la nariz. Puedes estimular los dos o aquel del lado nasal en que estés más tupido.

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Salud
Ultima modificación: 06/29/2012