Como puedo hacer para evitar roncar

Si alguna vez has dormido con una persona que ronca probablemente habrá sido una de las noches en las que menos habrás descansado. Por lo que si alguna vez te dicen que roncas no te lo tomes a risa ya que es bastante frustrante el no poder descansar en las horas de descanso. Si quieres encontrar algunos remedios caseros sobre como dejar de roncar, te invitamos a que continúes leyendo. La persona con la que duermas te lo agradecerá eternamente.

El ronquido se produce por alguna obstrucción del aparato respiratorio lo cual produce que a la larga genere problemas de salud. No te lo tomes a mal cuando te lo digan pues puede ser la causa de diversos problemas.

El primer paso que deberemos hacer es evitar ingerir grandes cantidades de alimentos por la noche así como las bebidas alcohólicas, el café, la leche, las píldoras que ayudan a conciliar el sueño o el tabaco. El motivo es que algunos relajan los músculos (alcohol, píldoras), otros provocan mucosidad (leche) y otros dificultan la respiración (tabaco) lo que puede ser la causa de los ronquidos.

El segundo paso será cambiar la postura en la que solemos dormir, generalmente los ronquidos se producen cuando se duerme bocarriba por lo que una solución puede ser dormir de lado, de esta forma evitaremos que se produzca la obstrucción de las vías respiratorias. Si no puedes dormir de lado, entonces puedes colocar otra almohada o un par de toallas en la parte en la que se reposa la cabeza para que esta esté ligeramente inclinada con respecto al resto del cuerpo.

Si ninguno de los dos pasos anteriores funciona, puedes optar entonces por una tirita nasal, las venden en las farmacias y ayudan a que las fosas nasales no se obstruyan.

Finalmente si ninguno de estos métodos funciona te recomendamos que acudas a tu médico de cabecera para que estudie tu caso particular y pueda recomendarte un tratamiento particular.

Esperamos que estos consejos te sirvan para dormir mejor y que en caso de que sepas de una persona que ronca se los puedas comentar pues con el descanso no se juega. ¡Dulces sueños!

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Salud
Ultima modificación: 08/06/2012