Existe una relación entre la degeneración macular y la ingesta de grasas

La degeneración macular se da cuando una parte del ojo, llamada macula, se deteriora. El problema causa perdida de la capacidad para distinguir detalles, visión distorsionada o borrosa y ceguera nocturna.

Este es un trastorno visual que se presenta con la edad, en algunos estudios médicos han demostrado que existe una correlación positiva entre la ingesta de grasas y la degeneración macular. Este problema se presenta generalmente en adultos mayores, sin embargo cada año personas más jóvenes presentan este problema por el consumo excesivo de grasas saturadas provenientes de alimentos como la carne de cerdo y las grasas de productos lácteos enteros.

Sin embargo existe una relación inversa, cuando se habla del consumo de grasas poli-insaturadas, como el acido graso omega-6, que se encuentra en pescados y productos horneados, sobre todo en atún, nueces y salmón fresco. Estos ácidos grasos, contrario a las grasas saturadas, presentan un beneficio en la capacidad visual de las personas.

Los alimentos que se deben evitar para no elevar los niveles de ácidos grasos innecesarios para el organismo son: helado, papas fritas, embutidos, tocino, leche entera, pasteles, galletas y mantequilla. Se recomienda solo una porción de uno de estos alimentos al día.

En un estudio de 90 mil personas menores de 50 años en la Universidad de Tufts, demostró que el 42% de las personas que consumían habitualmente grasas saturadas presentaban diversos problemas en la visión producidos por los altos niveles de colesterol. La degeneración macular estaba presente en el 35% de ellos.

 

Comentarios

Sobre el artículo

Categorias: Salud
Ultima modificación: 04/08/2013